Whisky

Whisky y Ginger Ale

whisky y ginger ale

En 1910, alguien pensó que era una buena idea mezclar brandy o bourbon con ginger ale, hielo y limón, dando lugar al conocido cóctel Horse’s Neck. Desde entonces, el cóctel ha ido evolucionando, pero la mezcla de whisky y ginger ale sigue siendo un clásico para los amantes del whisky (y mi combinado favorito).

El cóctel ha recibido varios nombres durante su historia. En la Inglaterra de los 70 se puso de moda el Canadian & Dry, una mezcla de Canadian Club con Dry Ginger Ale. Los irlandeses le dieron también una oportunidad, bautizándolo como Irish Buck, y añadiendo un toque de lima. Otra versión, algo distinta, tuvo lugar en Canadá, con el Rye & Ginger, mezclando whisky de grano y Ginger Ale.

whisky y ginger ale

Whisky y Ginger Ale, ¿el nuevo gintonic?

Aprovechando la moda del gintonic y del ritual que lo acompaña, son varias las marcas que están apostando por la combinación de whisky y ginger ale. Pese a que nos suene extraño, España sigue siendo el quinto consumidor de whisky escocés del mundo, y añadir el ginger ale puede ser clave para ganar nuevos adeptos.

Según la consultora Nielsen, el whisky está regresando a nuestro país, gracias en gran parte a esta nueva forma de consumo. Las ventas de whisky en bares y restaurantes españoles creció, según la consultora, un 2,9%, un pequeño avance que es más significativo de lo que nos podemos imaginar. Nielsen afirma que está aumentando especialmente el consumo de whisky y ginger ale, y que este “nuevo gintonic“, crecerá con fuerza en los próximos meses.

Esta tendencia de crecimiento del whisky y ginger ale se debe en parte a la estrategia de ciertas marcas para captar nuevos consumidores: los jóvenes y el público femenino (aunque ya sabéis que a las mujeres también nos gusta el whisky).

whisky y ginger ale

Los nuevos modales de Ballantine’s

Ahora Ballantine’s apuesta por el tradicional combinado de whisky y ginger ale, ya que, según la marca, “combina el espíritu escocés del whisky más puro con la fuerza del refresco de jengibre”. Con su campaña “Nuevos modales“, la marca de Pernod Ricard quiere atraer a todos los consumidores que rechazaban el whisky por su dureza, aprovechando el frescor y la suavidad que el ginger ale aporta al whisky.

Los nuevos modales de Ballantine’s promueven el clásico combinado de whisky y ginger ale aromatizado con lima, y añaden un toque de menta y copa de balón para disfrutarlo en cualquier momento.

Tags:

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *


Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que tengas la mejor experiencia de usuario. Si continúas navegando estás dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies