Suntory también esquiva la crisis

Cuando Suntory se unió a Takahiro Itoga (empresa de alimentación y bebidas) hace casi 20 años, algunos periódicos japoneses pronosticaron que la demanda de whisky caería un 40% a lo largo de 10 años una situación que de haberse producido habría hundido a Suntory. Lo cierto es que en aquellos años, Japón vivía la moda del vodka y los combinados (como ahora lo es la ginebra en España) lo que parecía augurar un desplazamiento definitivo del whisky por parte del consumidor nipón.

Sin embargo, Suntory no sólo sobrevivió a la moda, sino que durante el proceso se reinventó y sacó al mercado whiskies como Kakubin, un whisky ligero y económico especialmente diseñado para cócteles y para tomar con soda que ha hecho furor en Japón.

Al mismo tiempo, Suntory ha conseguido una gran reputación internacional de whiskies premium muy trabajados, obteniendo una gran cantidad de premios en la última década junto a su competidor, Nikka Whisky Distilling Co.

Parte de ese éxito empresarial se puede atribuir a la estructura Suntory, que posee muy pocos accionistas. Debido al largo tiempo necesario para el envejecimiento de los whiskies premium (de 12 a 18 años o más), los accionistas pueden ponerse de acuerdo sin dar prioridad al corto plazo de los ingresos o los precios de acciones y, por tanto, están más protegidos ante los vaivenes de las finanzas especulativas.

Es un mal negocio para los que buscan beneficios a corto plazo y por ello analizamos mucho quién compra nuestras acciones y no solemos ampliar el capital”, dijo Takahiro Itoga, presidente de Suntory. Sin ir mas lejos, a la empresa le costó 46 años rentabilizar el negocio de la cerveza.

Las exportaciones de whisky se dispararon un 23% en 2011, el cuarto año consecutivo de subidas

El escritor especializado en whisky Tsuchiya Mamoru dijo que cuando él vivía en Europa a finales de 1980 y principios de 1990, “el hisky japonés nunca había sido la comidilla de la ciudad en el Reino Unido o Francia, pero ahora los whiskies japoneses se pueden encontrar en muchas tiendas de licores especializadas de Europa y Estados Unidos“.

Según el Ministerio de Finanzas de Japón, las exportaciones de whisky se dispararon un 23% en 2011, el cuarto año consecutivo de subidas y se calcula que este 2012 las ventas hayan subido otro 20%. “Hasta hace cinco años todavía no sabía si nuestras aspiraciones en el extranjero para nuestro whisky Yamazaki iba a funcionar“, dijo Itoga, “pero ahora whisky japonés se acepta como algo nuevo y bueno“.

Join the discussion

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *